Overblog Suivre ce blog
Editer l'article Administration Créer mon blog

Le blog de gmanzukula-alternatif-congolais.over-blog.com

Le blog de gmanzukula-alternatif-congolais.over-blog.com

Dans ce blog, il sera question de publier toutes les réflexions, articles, commentaires et opinions à caractère socio-économiques, politiques, culturels et religieux.


El reino que anuncia Jesús significa e implica conflicto”

Publié par Gabriel MANZUKULA Mjrrdcongo sur 26 Janvier 2012, 21:52pm

Catégories : #Bible et Reflexion

Como cada semana va mi saludo de cariño y de cercanía para cada uno/a de ustedes mis hermanos/as y compañeros de caminada discipular de Jesús en medio de la vida comunitaria.
Saludo en medio de una bonita experiencia de compartir vida y fe con profesores del Colegio De La Salle de Bogotá donde nos estamos preguntando y construyendo sentido a la pregunta: ¿dónde está tu hermano? (Gen. 4, 9) referida a estudiantes y al equipo mismo de profesores.
 
Quiero agradecer por los saludos y oraciones que están ofreciendo por mi hija Diana Carolina y Paul Pieter con motivo de su compromiso para el matrimonio; quiero agradecer a quienes me han escrito manifestando su comprensión y solidaridad por no haber escrito el aporte para el estudio del evangelio del pasado 8 de enero; quiero agradecer a Ramiro Pinzón cm, por compartir su mirada en torno de las claves simbólicas que están contenidas en la expresión de la hora décima en el evangelio del domingo anterior y quiero agradecer por el buen humor de Luciano Andreol para recordarme que en esta semana esperan mi aporte de estudio (si no tengo otro matrimonio a la vista)… todas estas son señales para mí y para quienes trabajamos en este servicio.
 
Este domingo hacemos lectura del evangelio de Marcos 1, 14 – 20, así que aquí algunos aportes para su estudio… que sirva para acompañar la reflexión y oración comunitaria, la catequesis, la homilía, la reflexión para la formación religiosa, etc.
 
1. Acercamiento Contextual
 
Empecemos por recordar que el evangelio de Marcos es el texto central de la reflexión dominical durante este año litúrgico, ya hemos leído unos primeros textos (1, 1 – 8; 1, 7 – 11 y 13, 33 – 37) y, por causa del tiempo de adviento y Navidad, se han leído otros evangelios en varios domingos. También quiero recordar que para estos evangelios como aporte para su estudio ya he propuesto algunos elementos contextuales de carácter socio – histórico y cultural – simbólicos que están detrás de los relatos y narraciones de todo el evangelio, así que les invito a volver sobre ellos y, así, retomar el camino de esta parte de información para enriquecer la reflexión sobre el evangelio de este domingo.
 
– Entre lo escrito acerca del contexto, para el estudio del evangelio del pasado 4 de diciembre (Mc. 1, 1 – 8) rescato lo siguiente para continuar…
“… si se mira de cara a las novedades e implicaciones teológicas, socio – culturales y religiosas e históricas que surgen al poner el tiempo de origen del evangelio a finales de la primera mitad del primer siglo… centraría más la cuestión en la lucha interna frente a los movimientos judaítas de la época, las tradiciones religiosas, los horizontes epistemológicos desde los cuales se fundamenta la fe, los contenidos teológicos, doctrinales y sus proyecciones teológico – religiosas, sociales y culturales en la Palestina; y paralelamente aparecerán los encuentros con otros pueblos, con otras culturas, con otras tradiciones religiosas en medio de esta novedad… en definitiva mucho de lo que hoy se conoce como enseñanza tradicional a partir de los sinópticos empezaría a cambiar radicalmente… (aquí entra en juego no sólo la relación interna con las visiones religiosas judaítas, sino que entra en un diálogo de novedad y contraste con la sociedad romana que tiene en Siria una fuente importante del poder romano, en cuanto que Siria es doble límite en un contexto socio – religioso – cultural: de un lado, es la frontera oriental del imperio y, al mismo tiempo, frontera cultural – religiosa entre el mundo judaíta y el mundo no judaíta {mal llamado pagano}).
Dejemos solamente planteada esta cuestión que es más general y más especializada y centrémonos nuevamente en el texto que hoy nos convoca.”
 
– Con el capítulo 1 el evangelista no sólo nos ubica en la novedad de la revelación teológica de mostrar que Jesús, el de Nazaret (Galilea), el que había enseñado novedad teológica para la Tradición de Israel dada su relación con el Padre/Madre, el que por ello pasó haciendo el bien, el que con su caminar hizo germinar el nacimiento de una comunidad de seguidores/as de su Proyecto y que ahora están dispuestos/as a dar la vida por esa causa… ese Jesús ha sido acogido por Dios y elegido el Cristo, por lo cual es el verdadero “Hijo” (1, 1); además de todo esto, el evangelista en el capítulo 1 nos ofrece unas claves para la lectura del evangelio y, con ello, comprender la vida, el caminar de Jesús, su resurrección después de un asesinato consecuencia de un juicio injusto, y comprender las opciones, las decisiones de esta comunidad de seguidores/as de Jesús, así como de las razones de por qué lo hacen y los sentidos e intencionalidades que representan e implican esas razones.
 
– El Conflicto, a juicio de muchos biblistas especialmente los/as latinoamericanos, es la clave central para acercarse y comprender el evangelio vivido y anunciado por la comunidad marcana; también supone que hay otras claves, pero, por ahora, miremos solamente el tema del conflicto.
 
El evangelio que se lee este domingo poniéndolo en un marco general del texto (todo el capítulo 1) nos cuenta de varias dimensiones del conflicto como consecuencia de asumir y seguir la novedad presente en el Proyecto de Jesús… por lo menos tres niveles de conflicto podremos ver: a) de Galilea y el Jordán hacia Cafarnaúm {sin pasar por Jerusalén, vv. 9. 14. 16 y 21}; b) el Reino que se ha acercado {inspirado en el espíritu de Dios, v. 12} propicia una autoridad que destruye el “espíritu inmundo” v. 24; c) ese mismo Reino hace transformar a las personas desde su más profundo interior que hace hasta abandonar los proyectos de vida que habían tenido antes {dioses} v. 20… claro cada uno de estos conflictos y su lenguaje simbólico ha de ser interpretado para descubrir el secreto de los sentidos e intencionalidades de esta revelación.
 
Estos conflictos, y otros más que se evidencian en el relato, darán claves de comprensión, interpretación y proyección de todo el evangelio para la comunidad que lo escribió y, ahora a nosotros/as como comunidad que lee el texto y quiere seguir a Jesús, ahí la importancia de esta mirada sobre la clave del conflicto.
 
Estos tres conflictos anotados muestran condiciones y circunstancias que vivía la comunidad marcana: una común con las comunidades de los sinópticos es la distancia con Jerusalén, el templo, sus autoridades y las tradiciones religiosas de la época, la novedad de Jesús y su proyecto los pone en contradicción con todas ellas pues hay una visión de Dios, una comprensión de la fe y la vida religiosa que no genera vida, que no transforma y que no produce liberación… la propuesta de cambiar las tradiciones seguramente generaría mucho escándalo y serviría para que los que tenían el poder incitaran al rechazo y la persecución contra la comunidad.
 
El espíritu inmundo contra el que se enfrentan es contrario al Espíritu en el que se ha bautizado Jesús y que lo ha reconocido como “Hijo”, v. 11; ese espíritu lo ha enviado al desierto, v. 12, es decir, conoce a Dios frente a frente… luego el Espíritu es el que ofrece liberación – salvación porque enseña a vivir en felicidad a partir de construir la justicia según el amor de Dios; es el Espíritu que transforma a la persona desde el fondo de su corazón, pues para amar, adherir y seguir a Jesús ha de cambiar desde su corazón actitudes, sentimientos y sueños; el Espíritu transforma las relaciones de las personas para que sean y vivan como hermanos/as pues no hay otra manera de vivir la justicia en el amor; El espíritu invita a transformar la sociedad y el modelo de vida que ella propone dado que en ella hay deseo de acaparar por parte de unos pocos, deseo de excluir a otros/as, deseo de generar sometimiento y esclavitud… todo esto es lo que se descubre detrás del anuncio del Reino que se ha acercado… y también todo esto refleja el sentido e intencionalidad que representa el espíritu inmundo como todo lo contrario al Espíritu que está en Jesús y que es de Dios y aún más, como poder que utiliza su poder para perseguir y hasta matar a quienes se oponen a su proyecto que es contrario al de Dios (va más allá de una mirada ingenua y superficial del pecado)
 
Más adelante, en otros aportes de estudio seguiremos profundizando en estas claves socio – culturales y simbólicas, pues a ellas se refiere todo el evangelio.
 
 
2. Acercamiento Literario – Contextual
 
Ya se ha sugerido que el capítulo 1 del evangelio es una unidad literaria y base de comprensión de todo el texto de Marcos… este texto se puede leer a partir de una introducción; vv. 1 – 15; y un marco proyectivo y de implicaciones – consecuencias: vv. 16 – 45. Por tanto, la lectura interpretativa del texto que se lee este domingo ha de hacerse en este horizonte literario.
 
– Siguiendo la organización estructural del relato que presento en el acostumbrado archivo adjunto se puede observar cómo el v. 15 es central y fuente para comprender los conflictos que de ahí se desprenden: el seguimiento de Jesús a partir del anuncio y vida experienciada por la cercanía del reino, esto supone y exige romper con otros proyectos de vida (dioses) en los que se está viviendo (metanoia), vv. 15 y 20; con la metanoia se quiere expresar el poner los intereses, los sueños, las intencionalidades, que nacen y residen en el interior humano, ponerlas según la voluntad de Dios (hacer la justicia). Se puede expresar como “cambiar de corazón”, y también como, el “abrir los ojos” como se aprecia en el relato de Lc. 4, 14 – 21.
 
– Galilea aparece como central en la narrativa del texto, además de indicar un lugar geográfico, hay que recordar el nivel simbólico que también tienen las palabras dentro del lenguaje bíblico – semita; Galilea representa el inconformismo, la tradición rebelde frente a Judea – Jerusalén y el templo; el origen de la tradición y mentalidad rebelde que representa Galilea está porque en el transcurso de la historia los reyes de Jerusalén se impusieron sobre esta región, y les recargaron tributos por ser la región más fértil y de mejor posibilidad ganadera de toda la Palestina.
 
– Una palabra simbólica de rica significación es “Entregado” (que otras traducciones prefieren como encarcelado) al mirar en clave simbólica se puede descubrir una connotación que indica traición, que también se usa para referirse a Jesús quien es entregado por los suyos; de manera complementaria puede indicar: la búsqueda por  acabar con su movimiento o experiencia de Dios, por ello, en mi parecer, es más oportuna esta segunda propuesta de comprensión, pues quien realiza esta acción es el mismo rey.
Como Encarcelado, esta expresión simbólica nos remite a quién lo encarcela y el por qué lo encarcela… Pero que, al mismo tiempo, indica que quien está siendo encarcelado está realizando una acción que tiene un sentido, una implicación por la cual el que lo encarcela, realiza esta acción… estamos, entonces ante un conflicto: ¿quién tiene la razón el rey o Juan Bautista?, ¿qué sentidos se desprenden de esa razón y qué implicaciones – consecuencias hay?
 
Se concluye con la afirmación que Jesús, como retomando esa “bandera”, anuncia el reino y su acercamiento (que no es en tiempo, es decir de ¿cuando llega?, sino que es de oportunidad, es decir, ya están dadas las condiciones para que se realice en la vida de la comunidad).
 
 
3. Acercamiento Teológico – de Actualización
 
Más que nada, quisiera preguntar por el estado actual de vida de nuestro corazón, de nuestros sueños, actitudes y convicciones; por el estado actual de la vida y las relaciones en comunidad y de relaciones cercanas; el estado actual de nuestra visión y valoración del proyecto de vida que hay en los modelos de sociedad: ¿son todos ellos según el Espíritu de Dios que es el que anuncia la comunidad marcana?
 
¿Son nuestra vida, la de la comunidad, la de las relaciones que vivimos, el modelo de sociedad que representamos, el proyecto histórico y de integración de la Creación acordes con el Espíritu de Dios y Dios de Jesús?... o será que nuestras convicciones, sueños, actitudes, prácticas, tradiciones religiosas, son apenas una señal que estamos “entregando” a Jesús y su proyecto?
 
¿Qué revelan para los demás y para Dios nuestro actual estilo de vida personal, comunitario, eclesial y social?
 
No busco con estas preguntas hacer un enjuiciamiento negativo y desde la tradicional mentalidad de “pecado” que existe, muy arraigado, en nuestro medio; sí quiero establecer unas preguntas guía que sirvan para contrastar y confrontarnos delante de Jesús y de nuestros/as hermanos/as y la Creación toda… que sirvan como dinámica de retiro para una evaluación de nuestro caminar y como un animarnos y acompañarnos mutuo en el seguimiento discipular de Jesús.
 
Fedliz semana para todas y todos.

Commenter cet article

Archives

Nous sommes sociaux !

Articles récents